Lavanda

La lavanda es regeneradora de cualquier zona dañada en la piel por lo que es un ingrediente prinicipal para combatir problemas dérmicos tales como el acné o la psoriasis. Además previene la formación de arrugas y es un ingrediente antiséptico y analgésico. Su aceite esencial tiene la capacidad de reducir el dolor y la inflamación.
Etiquetas: ayl

Categorías

Últimas Noticias

Los secretos para una piel perfecta