Crema facial de cera de abeja DIY

Las propiedades de la miel de abeja han sido ampliamente estudiadas y se ha determinado que sus beneficios para el cuerpo son muchos.

La miel de abeja es producida por estos insectos a partir de la transformación del néctar de las flores y es usada por ellas para alimentar la colmena. 

BENEFICIOS DE LA MIEL DE ABEJA

La miel de abejas domesticadas en general es utilizada principalmente como endulzante en alimentos por su rico sabor pero uno de los principales beneficios de la miel de abeja lo encontramos en sus propiedades antibacteriales, anti-inflamatorias, antisépticas y calmantes.

  • Tomar una cucharadita de miel de abejas en el desayuno nos da energía para rendir mejor durante el día
  • Para aliviar las molestias de la garganta, calmar la tos y bajar la fiebre si la preparamos con un poco de limón
  • Una propiedad de la miel de abeja poco conocida es que ayuda a sanar las úlceras gástricas si se toma una cucharadita de miel en ayunas y se deja el estómago vacío por lo menos una hora para permitir que la miel cubra la zona afectada y la regenere
  • Gracias a las propiedades antisépticas de la miel de abeja, también ayuda a mantener las infecciones lejos
  • Curar heridas y quemaduras con también es uno de sus usos gracias a sus propiedades antisépticas y cicatrizantes que ayudan a evitar infecciones y aceleran el proceso de cicatrización y regeneración de la piel
  • Como un alimento prebiótico, la miel contiene aligosacáridos propios que aumentan la población de la flora bacteriana de manera natural, mejorando la salud digestiva y del sistema inmunológico

Crema facial de cera de abejas

INGREDIENTES

1/4 de taza + 1 cucharada de aceite de oliva extra virgen 
2 cucharaditas de cera de abeja finamente rebanada
1 cucharada de lecitina líquida (la consigues en tiendas naturistas)
1/4 de taza de agua destilada

Suficiente para 5 onzas aproximadamente

MÉTODO

1. Coloca una taza medidora de vidrio en una pequeña olla con un par de centímetros de agua  (en la olla, no en la taza) y ponla a fuego medio. Deja pasar 5 minutos y vierte el aceite de oliva, la cera y la lecitina líquida en la taza. Permite que la cera se derrita por completo con el aceite de oliva y la lecitina. Retira del fuego y transfiere la mezcla a un recipiente a temperatura ambiente para que se enfríe lentamente hasta llegar a 23°C

2. Calienta el agua destilada hasta que alcance los 23°C

3. Una vez que tengas la mezcla y el agua a la misma temperatura, bate la mezcla de la cera con una batidora a velocidad media-alta. Muy lentamente vierte la mezcla en el agua destilada y continúa batiendo por aproximadamente 5 minutos o hasta que el líquido comience a espesar. 

4. Transfiere a un contenedor o frasco previamente esterilizado y déjalo enfriar por completo. Guarda en el refrigerador y úsalo dentro de las próximas 2 semanas. 

Aplica la crema todas las noches después de lavar el rostro para que tu piel absorba sus nutrientes y ayude en el proceso de regeneración celular. 

 

Conoce el BOTOX natural
que debes incluir en tu rutina de belleza

 

 

 

Artículos Relacionados

Categorías

Últimas Noticias

Los secretos para una piel perfecta