News

Año Nuevo

  • 5 claves para cumplir tus propósitos este año

    "La diferencia entre un sueño y un objetivo es la fecha que nos ponemos para alcanzarlo"

    Empieza otro año, otro mes, otra semana. Cada Año Nuevo seguimos la tradición de escribir nuestra lista de deseos y propósitos con la idea de llevarlos a cabo y verlos materializados en los próximos 365 días. Pero muchas, muchísimas veces éstos propósitos no pasan de las primeras semanas del año. Por eso te compartimos 5 claves para que este año sí los cumplas. 

     

     

    1. Encuentra lo que te motiva 

    La gran mayoría de nosotros hacemos una lista al inicio de año con los propósitos que queremos cumplir. En realidad las listas son una manera de organización, hacemos listas de las compras, listas de pendientes, listas de tareas... Es la forma que tiene el cerebro, sobretodo el hemisferio izquierdo que representa la lógica, lo analítico y la planificación, de organizar y darle estructura a la información que recibe. Pero para lograr los objetivos no basta con darle estructura a la idea, es necesario encontrar la motivación detrás de ella, lo que nos está moviendo para hacerla realidad. Aquí entra el hemisferio derecho del cerebro, que es el que maneja las emociones, para identificar el sentimiento que nos produce ese objetivo. 

    Puedes reflexionar sobre las siguientes preguntas: ¿Para qué quiero conseguir este objetivo? ¿Es algo importante para mí o para los demás? ¿Con qué valor o principio en mi vida está relacionado este propósito? ¿Qué sentiré cuando lo consiga? ¿Qué representa para mí? 

     

     

    Anota tus respuestas y después de leerlas vuelve a preguntarte: ¿Realmente quiero conseguir este objetivo? Si tienes dudas sobre tu respuesta, es mejor que encuentres un propósito que realmente te motive. 

    2. Define y visualiza tu propósito

    Define tu objetivo en una frase positiva, que sea estimulante y que te invite a pasar a la acción. Es importante que sea un objetivo concreto, específico y ambicioso, aunque, al mismo tiempo, debe ser realizable. Si es un objetivo retador te va a resultar estimulante para salir de tu “zona de confort”, poner a prueba tus capacidades y poder desarrollarte y evolucionar. Pero si es extremadamente difícil de conseguir hará que no te sientas capaz y dejes de intentarlo muy pronto, generándote un sentimiento de frustración y fracaso.

    Asimismo, pon una fecha realista para alcanzar tu objetivo.

    Por último, establece un indicador que te confirme al cabo del tiempo que hayas fijado, si haz conseguido alcanzar el objetivo, es decir, tu meta tiene que ser medible.

     

     

    Una vez que hayas definido tu objetivo realiza un ejercicio de visualización, imaginando la situación cuando ya lo hayas conseguido. Reflexiona sobre: ¿Cómo te verás en ese momento? ¿Qué escuchas (qué te dicen los demás o qué te dices a ti mismo/a)? ¿Cómo te sientes? ¿Cómo se dará cuenta otra persona de que lo has conseguido?

    3. Identifica tus fortalezas 

    Conoce tus obstáculos o limitaciones tanto internas como externas que te han impedido lograr tus metas en ocasiones anteriores. Partiendo de ahí, crea una lista de lo que necesites para conseguir tus propósitos y de los medios y apoyos que tienes para para lograrlo, toma en cuenta tanto lo que depende de ti como los medios y apoyo de otras personas que te pueden ayudar. 

     

     

    Reflexiona sobre esto: ¿Qué necesitas para lograrlo? ¿Qué recursos tienes que puedes emplear? ¿Cuáles te faltan que puedes conseguir? ¿Cuáles son tus fortalezas en las que te puedes apoyar para conseguirlos? 

    4. Crea tu plan de acción 

    Este paso es comúnmente olvidado. Normalmente escribimos o pensamos nuestros propósitos sin identificar lo que haremos para lograrlos y ahí esta la verdadera clave para llegar a la meta. Establece un plan de acción. Si te has propuesto conseguir tu objetivo en seis meses, por ejemplo, define qué tienes que hacer cada mes para que al cabo de los seis meses hayas llegado a tu objetivo final. 

    Es importante que el plan de acción mensual sea realista, concreto y fácil. 

    Una vez que hayas definido tu plan de acción mensual, tienes que desglosar el plan de acción por semanas y/o por días, (dependiendo de tu objetivo).

     

     

    El objetivo final debe ser ambicioso, pero el plan de acción mensual/semanal/diario debe resultarte muy simple y fácil de lograr.

    5. Revisa tus resultados y premia tus logros

    Decide cada cuánto tiempo vas a revisar el avance de tus resultados y lleva un registro escrito de lo que vas consiguiendo. Muchas veces el no hacerlo conlleva que no te hagas consciente de que realmente te estás acercando a la meta. 

    Y lo mas importante de todo: CREE EN TI 
    No importa cuántas veces te has propuesto algo y no lo has logrado, cada día es una oportunidad para volverlo a intentar. 

     

    Si dentro de tu lista de propósitos está el cuidarte más, procurar tu salud, consentirte y mejorar el aspecto de tu piel, una manera efectiva y fácil de hacerlo es con el Tratamiento Platinum de Aguacate y Lavanda, diez mascarillas listas para usar que humectan tu piel a profundidad, le devuelven la suavidad y ayudan a acabar con los brotes de acné.

     

    Tan sólo 28 días para mejorar visiblemente el aspecto de tu piel. 

     

     

    Etiquetas: año nuevo, piel sana

    Ver Publicación

  • Tips de maquillaje para fiestas navideñas

    ¡Felices fiestas!

    Oficialmente ha empezado la temporada de fiestas, posadas y cenas de festejo. Se acerca la noche de Navidad y luego el cierre de año para darle inicio al Año Nuevo, por eso y para lucir perfecta te damos estos consejos de maquillaje para estas fiestas. 

     

    El maquillaje en esta temporada destaca los tonos oscuros, los brillos dorados, labios rojos y delineado perfecto. Un toque original lo puedes dar con unas sobras brillosas en tono verde oscuro. 

     

    SMOKEY EYES

    Los smokey eyes (también conocidos como ojos ahumados) es un maquillaje básico que todas deberíamos dominar. Es el look perfecto para darle a tus ojos un aire de misterio y sensualidad, además hace que nuestros ojos luzcan más grandes.

    ¿Qué necesitas?

     

    Primer para ojos
    Sombra negra en crema
    Sombra negra mate
    Sombre marrón mate
    Delineador kehel negro
    Brocha para polvo
    Brocha para difuminar

     

    Pasos 

    Enchina tus pestañas con mucho cuidado de no pellizcar tu párpado.
    Aplica primer para ojos en todo el párpado.
    Con una sombra negra en crema o crayón crea una base en toda la almendra del ojo y con un pincel difumina sin llevarlo hasta la ceja.
    Con el mismo pincel, traza una línea suave hacia la punta de tu ceja para rasgar el ojo.
    Aplica la sombra mate negra sobre con pequeños golpecitos para que el color se concentre en la almendra y vuelve a difuminar. Ayúdate con movimientos circulares.
    Aplica la sombra color marrón entre el corte del color negro y el tono de tu piel para lograr el difuminado perfecto. 
    Delinea tu línea de agua inferior y superior con el delineador negro.
    Con la sombra negra, dibuja una línea un poquito gruesa al ras de tus pestañas inferiores para enmarcar el ojo.
    Aplica suavemente un poco de la sombra marrón debajo de la línea negra.
    Finalmente aplica máscara para pestañas. 

     

     

    CAT EYE

    Delineador
    El mejor delineador para hacer cat eye es el líquido, aunque si no te sientes muy cómoda puedes intentar con el gel, te da más precisión a la hora de aplicarlo y es más fácil de controlar. Te recomendamos también tener a la mano un Q-tip y desmaquillante, sobre todo si vas empezando.
    Practica
    Como todo en esta vida, la experiencia hace al maestro. Practica  antes de tener que arreglarte para salir. Como ejercicio, traza la línea con tu lápiz regular para que veas qué estilo te gusta más. Ten a la mano tu desmaquillante y borra la línea las veces que necesites hasta que tengas el look que más te gusta.
    Con tu lápiz traza y rellena la línea, haciéndola más gruesa conforme vayas avanzando. Esto te permitirá darte una idea de cómo deberá verse con delineador líquido y el camino que debes seguir.
    Empieza en la esquina interior del párpado y de ahí lleva la línea hacia afuera. Al final concéntrate en la forma que quieras darle a la colita del ojo, a la parte que hace el estirado tipo gato.
     
     Manos  a la obra
    Cuando hayas encontrado la forma que más te gusta y en el grueso que prefieras, cambia de delineador. Puedes probar con 2 formas de hacerlo, la primera empezando de la mitad del párpado hacia afuera y luego terminar el lado interno, o empezar desde la esquina interior del párpado y llevarlo hacia afuera. Concéntrate primero en lograr la forma que quieres y luego vas pasando el delineador hasta que consigas el grueso que te guste.
    Si vas a delinear también la parte inferior del ojo has exactamente lo mismo, al final te concentras en la colita y unes ambas líneas.
    Te sugerimos maquillarte frente a un espejo fijo para que tengas ambas manos libres porque las usarás para jalar un poco tu párpado mientras deslizas la brocha. Será cuestión de práctica, pero para que quede más derecha la línea apoya tu codo sobre una superficie fija.
    El toque final
    Para terminar el look te recomendamos sellar el delineador con una capa de sombra negra aplicada con una brocha delgada y luego, claro, unas buenas capas de rímel.
    Tip extra: para un maquillaje de día te recomendamos que la línea no sea muy gruesa y que utilices sólo un tono de sombra, así se verá el cambio cuando delinees más tus ojos para salir de noche
     

    NUDE

    Para conseguir este look «sin maquillaje» te aconsejamos que uses estos productos que te permiten cubrir imperfecciones y realzar tus rasgos con un acabado muy natural:

    • Base de maquillaje: imprescindible para el maquillaje «nude», ya que el efecto que buscamos es el de un rostro naturalmente embellecido, no lleno de imperfecciones. Unifica el tono de tu cutis cubriendo manchas, poros, granitos y cicatrices y, si lo crees necesario, aplica una capa de polvos para sellar. También puedes hacer uso de una «primer» para evitar los brillos y conseguir un acabado más duradero.
    • Corrector: el look cara lavada se convierte en «sin maquillaje» si no utilizamos el corrector para atenuar las ojeras y demás imperfecciones del rostro. Recuerda utilizar el tipo de corrector apropiado para cada imperfección y cada tipo de piel: el verde, para imperfecciones rojas; el amarillo, para las ojeras moradas o azuladas; el azul y el naranja para manchas oscuras.
    • Sombras de ojos «nude»: opcionalmente y, sobre todo si tienes el contorno del ojo oscurecido, puedes matizar el tono con sombras mate de colores naturales, que oscilen entre el rosa y el marrón. La idea es que dé la sensación de que no llevas los ojos maquillados y simplemente consigas un acabado favorecedor.
    • Máscara y lápiz de ojos: no pueden faltar a la hora de conseguir un look cara lavada, pero han de ser muy sutiles. Opta por una máscara de tono intenso, pero textura ligera y un delineado por la línea de agua superior e inferior. Darán profundidad a tu mirada con un efecto natural.
    • Blush: ha de ser muy natural, para que proporcione un aspecto fresco a tu rostro y no recargado o dramático. Para conseguirlo debes elegir tonos en encajen a la perfección con el rubor natural de tu piel.
    • Iluminador: da un toque de luz natural e imperceptible a tu rostro señalando con el iluminador las zonas en las que naturalmente impacta la luz. Encima de las mejillas, en el arco de cupido, en el tabique nasal, bajo las cejas y en el centro de la frente

    SPARKLE MAKE UP 

    Éste es un maquillaje ideal para la noche de Año Nuevo, pues es muy llamativo y perfecto para una noche de fiesta y celebración. La manera de hacerlo es simplemente añadiendo una sombra en brillos sobre el párpado, ya sea en el centro del ojo o en el lagrimal. Esto hará que tus ojos llamen la atención en tu rostro y se vean más grandes. 

    Un toque original lo puedes dar usando una sombra en tono verde oscuro, que está de moda en esta temporada festiva. 

     

     

    Para lucir unos ojos aún más llamativos recuerda que las pestañas son la clave, par lucir tus propias pestañas y evitar las postizas que pueden dañar tus ojos aplica un suero para pestañas que las nutra mientras ayuda en su crecimiento. El Tratamiento para pestañas RoccaLash logra pestañas más largas, más gruesas y disminuye su caída y debilitamiento desde la primera puesta. 

     

    Ver Publicación

Categorías

Últimas Noticias

Los secretos para una piel perfecta